domingo, 22 de marzo de 2015

ALBÓNDIGAS A LA ITALIANA.




Reconozco que soy perezosa a la hora de hacer croquetas o albóndigas pero la verdad sea dicha, cunden mucho y disfrutamos tanto con ellas que el trabajo merece la pena.

Ya te he presentado varias “versiones albondigueras”. En mi casa, en el “Top five” de  este clásico de nuestra gastronomía, figuran las albóndigas de bonito, seguidas de cerca de las de rape y las de merluza y gambas, sin olvidar las preferidas de mis hijos, las albóndigas de ternera. Hoy, una versión similar a éstas últimas pero con un toque italiano, con albahaca y mozzarella.

La receta, una vez que tienes hechas las albóndigas y la salsa de tomate, es tremendamente sencilla. Tan solo consiste en poner la salsa como base, cubrir las albóndigas con la mozzarella y hornear. El toque de la albahaca picadita es fundamental. Hasta hace poco era difícil encontrar albahaca fresca en los supermercados pero hoy en día bien en paquetitos o en plantas chiquitinas, se puede encontrar sin problema. Yo la compro siempre  en Carrefour.

Con esta cantidad de carne, salen unas 26 albóndigas. Yo suelo cocinar la mitad y congelar el resto, unas vez fritas, para otra ocasión.




ALBÓNDIGAS A LA ITALIANA.

Ingredientes:

Para las albóndigas:
·       un buen trozo de pan sin corteza o cuatro rebanadas de pan de molde sin bordes.
·       Leche
·       medio kilo de carne picada de ternera
·       un huevo
·       perejil fresco picadito
·       sal
·       pimienta negra recién molida.
·       2-3 dientes de ajo
·       pan rallado
·       2 huevos batidos
·       aceite de oliva
Para la salsa:
·       650 g. de salsa de tomate casera
·       2 bolas de mozzarella
·       Albahaca fresca


Así lo hago yo:

Hacemos las albóndigas:
-En un bol ponemos la miga de pan con un chorro generoso de leche. Desechamos la leche que no absorba el pan.
-En ese mismo bol echamos el resto de los ingredientes: la carne, el perejil muy picadito, la sal , la pimienta , el huevo entero y los ajos muy machacados en el mortero para luego no encontrar trocitos.
-Con las manos bien limpias, mezclamos muy bien todos los ingredientes, tapamos con film y dejamos reposar en el frigorífico un par de horas.
-Pasado el tiempo, formamos las albóndigas.
-Redondeamos y pasamos primero por huevo y luego por pan rallado.
-Freímos en aceite de oliva caliente. No las tenemos mucho tiempo en el aceite, sólo hasta que se doren, porque realmente se harán más tarde, en el horno.
-Sacamos y las dejamos sobre papel de cocina para que éste absorba el aceite que suelten.

Montamos la fuente:
-En una fuente apta para horno, ponemos una base generosa de  salsa de tomate casera.
-Sobre el tomate colocamos las albóndigas fritas.
-Cortamos las bolas de mozzarella en medallones y cubrimos las albóndigas con ellos.
-Precalentamos el horno a 200ºC.
-Horneamos media hora.
-Los últimos 5 minutos, subimos la fuente cerca del grill.
-Sacamos del horno y espolvoreamos con albahaca fresca picadita.
-¡ Cuidado que quema !

¡ Que te aproveche !



3 comentarios:

  1. Pues un cambio muy agradable. Sin duda me puedo imaginar el sabor y me parece un acierto!! Feliz semana!!

    ResponderEliminar
  2. hija mía qué pintaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa, uf a mi es que esta combinación de sabores del tomate-albahaca-queso me mata y ya en albóndigas debe ser lo más, mira así nunca lo he probado. Te han quedado de vicio, ya te digo, pintón. Un besooo

    ResponderEliminar
  3. Tienen una pinta excelente, tienen que caer fijo !!

    Gracias por la receta

    ResponderEliminar

Gracias por dedicarme un minuto de vuestro tiempo . Gracias a todos, a los que venís con frecuencia y los que lo hacéis por primera vez.

Mi correo está a vuestra disposición para cualquier duda,comentario o sugerencia: pasenydegusten(arroba)gmail.com
¡ Que te aproveche ¡

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...